Estamos en twitter

Estamos en twitter
Twitter huapangueros

martes, 6 de diciembre de 2016

Disputan carteles en patio de Yunes Linares

alt
•Comandos de 20 y 40 sicarios circulando en convoyes en el sur de Veracruz podrían tratarse de gente del Chapo Guzmán
•Con cada cambio de gobierno, un nuevo grupo delincuencia arriba para buscar el control de las actividades ilícitas
•Con Alemán llegó Albino Quintero hasta la cocina; con Fidel Herrera, los Zetas;  y con Duarte de Ochoa, el cártel de Jalisco; ¿Con Yunes?
•El góber azul ha acordado primeras acciones para mejorar la seguridad en las distintas regiones del estado, pero no toca el tema de los cárteles, que también violan los derechos humanos 

Laura Rojas
blog.expediente.mx para El Piñero de la Cuenca

Veracruz, 6 de diciembre de 2016.-Entre sábado y domingo, seis presuntos miembros de la delincuencia fueron abatidos por personal de la Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA) y la Secretaría de Seguridad Pública (SSP). Se les aseguraron ocho unidades automotrices, tres de las cuales estaban fuertemente blindadas, un arsenal y otros pertrechos.

La información de líneas arriba, hace seis meses, no hubiera tenido mayor relevancia si este par de enfrentamientos no se hubieran desarrollado en un contexto que no se debe pasar por alto, como el cambio de gobierno.
Fuentes extraoficiales del gobierno federal, han hecho hincapié en que estas balaceras en Veracruz no pueden ser ignoradas ante al gran número de sicarios que participaron. En la primera, elementos de la SEDENA recibieron el reporte de la presencia de varias camionetas que tapaban un camino de terracería que comunica a la cabecera de Jesús Carranza –en la zona de influencia de Acayucan- con la zona rural de Uxpanapa, al arribar las autoridades, fueron recibidos a balazos, producto de ese enfrentamiento, hubo tres delincuentes neutralizado.
El dato relevante en reportes escritos por militares, es la presencia de más de 40 pistoleros, incluso otros hablan de 50, en varios vehículos, los cuales lograron escaparse a la zona de Uxpanapa y las brechas que dan al estado de Oaxaca.
Esto, a menos de una semana del arranque del gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares, quien hasta el momento no ha dejado en claro su política contra la delincuencia organizada, los grandes cárteles, que no vienen ni por Frutsis ni Pingüinos, sino por el botín real como lo es un estado cruzado por líneas de oleuductos de Pemex, rutas migratorias de centroamericanos en busca del norte, pasos naturales de droga, como son la 180 Matamoros-Puerto Juárez, y tres puertos de altura, Tuxpan, Veracruz y Coatzacoalcos.
Para el domingo por la tarde, en la misma zona, elementos de la SSP se enfrentaron de nueva cuenta con pistoleros, dando muerte a dos hombres y una sicaria. Esta vez, los reportes oficiales mencionan la presencia de al menos 17 personas que lograron darse a la fuga entre el monte para escapar de las balas dispararas por oficiales estatales y de Jesús Carranza.
Se desplegó en el sitio un operativo, pero como el del sábado por la noche, los agresores se dieron a la fuga entre el monte y la oscuridad.
Algunas de las víctimas eran originarias del norte del país, así lo indican credenciales encontradas en el sitio de los hechos. Por el volumen de pistoleros, las fuentes del ramo de seguridad dudan que se trate de una incursión de miembros del cártel de Los Zetas, del Golfo o de Jalisco Nueva Generación, las franquicias delincuenciales con presencia en Veracruz. Los Zetas han sido diezmados en la mayor parte de las plazas en el estado, su presencia en células de esta capacidad, sólo han sido notorias en el norte, donde guardan hegemonía. Como ocurrió en Alto Lucero en agosto pasado, con saldo de personas secuestradas y asesinadas, pueblos asediados y aterrorizados por un convoy con al menos 50 pistoleros.
El Cártel del Golfo, así como el de Jalisco, no han tenido presencia en el sur de Veracruz, ni se han dado recientes detenciones de operadores. Los resultados de las autoridades se han concentrado en quienes cuentan mayor presencia, Los Zetas.
Diversas fuentes consultadas, apuestan a que tratarse de la irrupción de un grupo nuevo, pero sobre todo, uno identificado con el Cártel de Sinaloa, propiedad del Chapo Guzmán y el Mayo Zambada.
Como en otras partes del país, donde se les ha combatido, pistoleros de grupos identificados con Sinaloa, buscan asentarse en las plazas que pelean desde zonas urbanas, pero también en regiones con altos niveles de marginación y rurales para tener mano de obra barata y dispuesta a la mano con facilidad, y protección.
Las fuentes, incluso, visualizan que pudo haberse tratado de movimientos relacionados con algún campo de adiestramiento de pistoleros, como ya se ha documentado que pasa en Veracruz, tanto en l zona centro del estado como en Poza Rica. Por lo menos en sus primeros encuentros con la autoridad resultaron apabullados pues las fuerzas federales no presentaron bajas.
La región donde se generó la violencia de las últimas horas en el sur de Veracruz, es paso clave de para ladrones de ductos de combustible a Petróleos Mexicanos, tráfico de drogas como la marihuana cultivada en Oaxaca y para el comercio entre poblados retos del sur del estado
La región es aparentemente tranquila y cuenta con una amplia variedad de actividades derivadas de la agricultura y ganadería.

EL CHAPO SOBRE VERACRUZ

Tres han sido las ocasiones en las cuales el Chapo Guzmán ha intentado meterse a Veracruz, la primera, en 2007, siendo Fidel Herrera Beltrán gobernador de Veracruz, con el cártel de Los Zetas apropiados de cada municipio, carreteras, puertos, vías del tren y puestos de venta de piratería.
En marzo de 2007, en el poblado de Villarín, Veracruz, se jugaron unas carreras, 30 millones de pesos era la bolsa de la apuesta entre el Cuadritos, El Alexander y el Salmón, tres caballos finos, El Alexander, propiedad de Efraín Teodoro Torres, el Zeta 14, quien perdió la vida ese día atacado, se dijo en reportes oficiales, por una célula de pistoleros del Chapo Guzmán. Iniciaba la guerra con esa competencia de equinos, fecha fatídica para Fidel Herrera Beltrán, pues se descubrió por primera vez que en suelo veracruzano, capos, empresarios, ganaderos, políticos y hasta periodistas, departían sin hostilidades.
En 2019, una célula de sicarios originarios de Sinaloa, autodenominados Gente Nueva, con apoyo de elementos de la extinta Agencia Veracruzana de Investigaciones (AVI), despertaron el terror en la zona conurbada Veracruz Boca del Río al levantar presuntos operadores de Los Zetas a quienes video grababan y luego daban muerte. Diversas grabaciones pararon en noticieros como Hechos y Milenio, de la Ciudad de México y en los cuales se dio cuenta de nombres, hechos, fechas, empresas, tramas, de la operación del narco y la configuración de un narcoestado; el fraccionamiento Costa Verde y Jardines de Mocambo en Boca del Río, ahora feudo de Los Yunes, lugar predilecto escogido para arrojar cuerpos encintados y embolsados.
Con el narcopacto que incluso reconocieron en el gobierno federal, en ese entonces encabezado por Felipe Calderón, se dio un pacto entre las principales cabezas del narcotráfico, Los Beltrán Leiva, Sinaloa, Juárez, Zetas, Golfo, que acordaron bajar la violencia ante el incremento del envío de fuerzas federales a combatirlos en ciudades y montes; entre lo acordado por el Narcopacto, documentó el periodista Ricardo Ravelo Galo, especialista en el tema, se centró el finiquitar al grupo Gente Nueva con el cual el Chapo Guzmán amenazó en meterse a Veracruz. Algunos aparecieron muertos y otros terminaron fuera del estado.

VERACRUZ, EL BOTÍN

No hay rama o delito de los delitos castigados por el código de Procedimientos Penales que no haya sido sancionado en Veracruz. Es uno de los estados con el mayor número de cruces de ductos de Pemex, siendo un botín apetitoso para las bandas de ladrones de gasolina e hidrocarburos.
Tan sólo en enero del 2016, el secuestro y asesinato de chicos de Playa Vicente en Tierra Blanca, dio pie a conocer la existencia de numerosos laboratorios y centros de extracción y almacenamiento de hidrocarburos operados por el Cártel de Jalisco Nueva Generación, detectados por la Gendarmería Nacional cuando se buscaba a los jóvenes que, se supo, murieron a manos de pistoleros vinculados al CJNG, organización con control en Tierra Blanca, Tlalixcoyan, La Antigua, Veracruz, Medellín y Boca del Río, una de las regiones con mayor circulación de efectivo y punto neurálgico para la política en estos momento, ya que Boca del Río ya es la segunda capital del estado, al ser el principal bastión de la yunicidad.
En la actualidad, indican datos del Secretariado Ejecutivo para el Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP), la entidad ocupa el segundo lugar en secuestros, siendo una actividad rentable para las mafias y grupos independientes. En Coatzacoalcos, en octubre del 2016, en el ejido Guillermo Prieto, murió asesinado Julio Cesar Rodríguez Briones, alias “Caballero” o “Moto”, en el cártel dejado por sus verdugos junto a su cadáver, se le acusaba de ser el responsable de docenas de secuestros en municipios sureños, siendo literalmente el terror de porteños, causante de la migración de empresarios y el cierre de negocios. A su muerte, se hablaba de una fortuna acumulada con sus socios y prestanombres que después resultó motivo de otros ajustes.
El sicariato, como nunca, una industria boyante, pues en la actualidad, se está a unos puntos de superar las 900 ejecuciones en 2016; por si fuera poco, otro foco de atención es la existencia de dos rutas fuertes de paso de migrantes centroamericanos, la que va al centro del país, desde Coatzacoalcos a Córdoba, y la de la del Golfo, desde Coatzacoalcos, hasta Pánuco, para llegar a Tamaulipas, la más peligrosa, quizá, del país.

NUEVO GOBIERNO, NUEVO CÁRTEL

Hasta sexenio compartido entre Fernando Gutiérrez Barrios y Dante Delgado (1986-1992), los caciques regionales dominaban el espectro delincuencial en el estado, pero Gutiérrez Barrios los acabó, con operativos policiacos o a la cárcel, como pasó con Cirio Vázquez, con el control de la región sur, al grado de que ponía y quitaba alcaldes.
Con Patricio Chirinos Calero (1992-1998), las actividades de narcotráfico, se centraron en el nacimiento de cárteles como el de Chachalacas, el reinado de Marcelo Arroniz Serrano, desde Playa Vicente hasta Úrsulo Galván.
Con Miguel Alemán (1998-2004), Albino Quitero, Betote, operador del cártel de Juárez y del Golfo, al mismo tiempo; algo inédito. Descubrió toda una red de complicidades que llegó a altos niveles en la SSP, la cual terminó con la detención de Rafael Palomba Márquez, poderoso delegado de la policía, acusado de proteger a narcotraficantes con Alemán.
Con Fidel Herrera Beltrán (2004-2010), el Cártel del Golfo se reparte el territorio con Los Zetas, el nuevo cártel fundado por desertores capacitados en insurgencia durante el gobierno de Ernesto Zedillo; a Los Zetas le quedan cabeceras municipales de importancia e inicia una de las etapas más oscuras en Veracruz, cobro de piso, extorsión, secuestro, sicariato, narcopolítica y constantes violaciones a derechos humanos.
A la partida de Herrera Beltrán y la llegada de Javier Duarte de Ochoa (2010-2016) arriban a Veracruz hombres de Jalisco y delincuentes desplazados seis años atrás por Los Zetas y que habían emigrado al bajío, y que regresan con la protección de la nueva empresa criminal y de El Chapo, con todo, a cazar Zetas; se perdió el conteo de las matanzas, pero la más representativa, la de Plaza Américas, en 2011, escuela de terror, y con la que los jaliscienses se apropiaron de la conurbación; inicia el drama de las madres con hijos desaparecidos y el hallazgo de narcofosas colectivas. Se genera u efecto “cucaracha” a baja escala, con el que Los Zetas desplazados de Veracruz se van a instaurar “plazas” en municipios del sur, norte y zona centro; en Veracruz-Boca del Río, Jalisco presenta una escisión que da parte a Jarochos Unidos.
Para el bienio de Yunes Linares (2016-2018), el reacomodo de los cárteles no se ha manifestado. La violencia se ha mantenido al nivel de la pasada administración. En esta primera semana, el gobernador de Soledad de Doblado ha sostenido dos reuniones con altos mandos de la Marina y del Ejercito Mexicano de las cuales, al comentarlas ante la prensa, ha adelantado, de su estrategia, reuniones regionales para analizar la problemática de inseguridad por cada zona, así como la de respetar y seguir los acuerdos dejados por la anterior administración.
“Hemos hecho análisis de la situación de seguridad, hemos tomado acuerdos importantes para reforzar la seguridad en Veracruz, para definir algunos programas en unas zonas concretar y acuerdos también que tienen que ver con problemas específicos que afectan la población con problemas de la delincuencia, que es compromiso de Peña Nieto y del gobierno de un servidor”, dijo en su comparecencia ante reporteros el pasado domingo, pero cuando en campaña se le preguntaba sobre su postura sobre la lucha contra los cárteles, no ha contestado de manera contundente o expone evasivas al dejar la responsabilidad en la Federación; por lo menos se ha mostrado propositivo a regresar las policías intermunicipales, desaparecidas por Javier Duarte de Ochoa ante porque sus elementos y mandos, en alto número, se encontraban vinculados a los Zetas, acción que directamente benefició a enemigos del cártel creado por soldados de élite.


sábado, 26 de noviembre de 2016

Ayer se murió Fidel, un gigante

A mí cuando pequeño me decían: “Fidel es un dictador”. Y todavía me lo dicen. Los cubanos en Miami, enarbolando un muñeco con la forma de Donald Trump como si fuera héroe, gritaron y se emborracharon y bailaron diciendo que Fidel era un dictador y que qué bueno que se hubiera muerto. Yo me pregunto, ¿qué clase de dictador es aquél que proporciona educación gratuita y de calidad a sus “sojuzgados”? ¿Qué clase de dictador hace todo lo posible para que, en su país, no haya pobreza ni analfabetismo, y que los sistemas de salud funcionen bien para todos? ¿Qué clase de dictador hace del deporte un bastión de desarrollo para sus “oprimidos”? ¿Qué clase de dictador defiende a su nación de la humillación, de los imperios que desean siempre colonias en lugar de naciones, que desean pobres en lugar de gente con dignidad? ¿Qué clase de dictador era Fidel Castro que siempre defendió a los desfavorecidos y atacó a los ladrones y poderosos asesinos?

viernes, 18 de noviembre de 2016

"Soy Alex Huerta del Valle. Y yo no me llamo Javier."

“Les dije que estaba en Chiapas; EPN, PGR y Velasco, dejen de encubrir a Javier Duarte”: padre Solalinde


 

Chiapas es el estado en el que el padre Alejandro Solalinde ubicó a fin del mes pasado a Javier Duarte y es ahí mismo a donde ayer, el suegro del mandatario prófugo Antonio “Tony” Macías Yazegey, anunció que se iba con su familia “para estar más tranquilo”. En el estado gobernado por el PVEM fue detenido un hombre con pasaportes falsos que podrían ser los del todavía Gobernador con licencia.

javier-duarte-en-pasaporte-700-3
Ciudad de México, 18 de noviembre (SinEmbargo).– Un joven con pasaportes falsos y con fotografías del Gobernador prófugo Javier Duarte de Ochoa y su esposa Karime Macías Tubilla, fue detenido en el Aeropuerto Internacional de Tapachula, Chiapas. Y luego liberado.

La tarde de este jueves, elementos de la Policía Federal División Aeropuertos observaron a una persona que se mostraba nerviosa, por lo que procedieron a registrarlo. Cuando se le solicitó una identificación, el sujeto mostró una credencial para votar a nombre de Mario Medina Garzón y al momento de la revisión le fueron hallados los documentos apócrifos a nombre de Gabriela Ponce Arriaga y Alex Huerta del Valle.
Además se le encontraron 7 mil dólares.
Según las fuentes, la persona detenida dijo que los pasaportes apócrifos iban a ser entregados a Duarte y a su esposa.
En las imágenes recogidas por medios locales se ve al mandatario con licencia con un bigote y traje. Mientras que la foto de Macías Tubilla se le ve con el cabello corto.
“El sujeto ya se encuentra en libertad” debido a que el delito de porte de documentos falsos “no es grave”, por lo que enfrentará el proceso fuera de prisión, dijo una fuente de la Secretaría de Gobernación a la agencia Efe.
La Policía Federal puso al sujeto a disposición del Ministerio Público Federal, que tipificó el delito, y “no sabemos si haya hecho alguna declaración en torno al paradero de Javier Duarte”, agregó la misma fuente.
No obstante, dijo a los agentes que tanto el político como su esposa buscaban cruzar lo antes posible a Guatemala.
Antonio Macías Yazegey, padre de Karime Macías Tubilla, suegro de Javier Duarte de Ochoa, y quien ha estado en el ojo del huracán los últimos días por las investigaciones en contra de su yerno, anunció ayer que se mudaba a a Chiapas.
Hace unos días, el sacerdote católico y activista Alejando Solalinde aseguró que el prófugo Gobernador estaba escondido “en el rancho de su suegro”, ubicado cerca de la comunidad de Villa Flores, Chiapas.
A través de la red Twitter escribió el mensaje: “¿Quieren saber dónde está Javier Duarte? Aquí las coordenadas”, acompañado de una foto de la geolocalización en un mapa de una zona que corresponde a un rancho llamado San Francisco.
El sacerdote aseguró que esta información la recibió de una persona que, al igual que en muchos otros casos, le confió los datos “por estar defendiendo derechos”.
“Si es una fuente muy segura me cercioro y [en el caso de Duarte] puedo decir que sí; es una información que me dieron a mí”, añadió.
Horas después, la Procuraduría General de la República (PGR) dijo que acudió al lugar de la denuncia y no encontró al veracruzano.
Hoy, ante los hechos, solalinde reclamó a la PGR, al Presidente Enrique Peña Nieto y al Gobernador de Chiapas, Manuel Velasco, en nuevos mensajes por Twitter.
Lo acusó de encubrir a Duarte.
“Desde octubre, Javier Duarte estuvo en Chiapas. Dejen de encubrirlo”, dijo, y arrobó a Duarte, a Peña y a Velasco.
“Confío en la gente que me informa, que en la misma PGR, Javier Duarte estuvo en Chiapas cuando lo advertimos. Dejen de encubrirlo @EPN”, agregó.
“¿A poco no es protección?”, cuestionó. “Hombre detenido en Chiapas con pasaportes falsos de Duarte y esposa fue puesto en libertad”.
830932529_14289_1252456356405915926-1
EL SUEGRO DE DUARTE SE MUDA A CHIAPAS
Antonio “Tony” Macías Yazegey,  el empresario radicado en Coatzacoalcos, fue sorprendido la mañana de ayer por la prensa porteña cuando realizaba el traspaso de sus pertenencias desde su casa en la colonia La Petrolera hasta una camioneta de mudanzas.
“Me voy a Chiapas con mi familia y mis nietos; es para estar más tranquilo”, dijo, risueño.
Desde hace un mes en que su yerno fue reportado oficialmente como prófugo de la ley, a la casa de “Tony” Macías en Tamaulipas y Puebla arribaron media docena de agentes federales vestidos de civil que vigilan a diario sus actividades.
Días antes, ya había solicitado un amparo ante jueces federes porque la PGR intentó restringirle el tránsito a él y a su esposa, y le fue concedido.
Además, solicitó un amparo por una posible orden de captura.
A diario, explicó, los oficiales de la PGR vigilan sus movimientos: anotan quién entra, quién sale y a dónde se dirigen las personas de su familia y sus amigos que le visitan.
El día de ayer, miércoles, un actuario del tribunal federal, donde pidió el amparo, se dio cita en la casa de Tony Macías, a petición suya, para constatar que hay “acoso”.
En respuesta, el gobierno le mandó más federales y hasta una patrulla de la Gendarmería nacional.
A diferencia de otras ocasiones, Tony Macías habló con los reporteros que también acampan afuera de su domicilio constantemente.
“¿Usted sabe dónde está su yerno?” le cuestionó una periodista.
A las carcajadas, seductor, playboy:
“¡Ay mi amor, hija de mi alma, no, no lo sé!”.
“Nosotros lo que queremos es paz, por mis nietos. Imagínate que tú tuvieras a tus nietos así, dime ¿qué harías?” insistió y reiteró: “Hay hostigamiento” de parte del personal de la PGR, pero “entiendo que es parte de su trabajo”.
Después una petición a los reporteros:
“Publiquen mi mensaje, pero lo sacan: pues digan, cabrones, con todo respeto, llevo 44 años partiéndome la madre aquí, ayúdenme en eso, no todo es mal y mal y mal. Hemos ganado asuntos a PEMEX”.
Acotó: “También échenme la manita, no puro malo”.
A su parecer, la situación por la cual atraviesa en Veracruz “es ilógico, como voy a tener así a mis nietos”. “Dennos paz, denos chance”.
¿Se muda?
“No es rumor, me estoy mudando, me voy a mi tierra, yo soy de Chiapas, pero estaré viniendo por los negocios y empresas. Es por toda esta situación, y también por respeto al nuevo Gobernador, que no piense que estoy aquí haciéndole…”
El ex Gobernador Padrés ya se entregó, ¿le pediría lo mismo a su yerno?
“No sé, no me interesa, no sé nada de Padres, no estoy en política ni me interesa opinar”.
“Pienso que no es solamente Tony Macías, en cuanto vi la situación, yo digo que no tuve nada que ver. Ni en nada político. Sólo tomo la debida situación de respeto. Todos los amparos se me han concedido.
“¿Piensan que Tony Macías se enriqueció?, no es que ahora sea rico, para nada, yo me saqué la lotería el 31 de diciembre del 2009”, recordó.

 

lunes, 7 de noviembre de 2016

Los Yunes: una cola tan larga como la de Duarte de Ochoa

Las denuncias en contra del gobernador electo de Veracruz son analizadas en la Unidad Especial de Investigación de Operaciones con Recursos de Procedencia Ilícita y de Falsificación o Alteración de Moneda, de la Procuraduría General de la República.

Los Yunes: una cola tan larga como la de Duarte de Ochoa

Miguel Ángel Yunes Linares, gobernador electo de Veracruz y sobre quien pesan diversas denuncias por enriquecimiento ilícito.
XALAPA, VER. (Apro).- Miguel Ángel Yunes Linares, gobernador electo de Veracruz, tiene en su contra denuncias por enriquecimiento ilícito; como presunta prueba de ese delito hay una lista de propiedades, casi tantas como las de Javier Duarte, su antecesor ahora prófugo y quien es uno de sus acusadores.
Las denuncias son analizadas en la Unidad Especial de Investigación de Operaciones con Recursos de Procedencia Ilícita y de Falsificación o Alteración de Moneda, de la Procuraduría General de la República (PGR), así como en la Fiscalía General del Estado (FGE) de Veracruz.
Según la averiguación previa FED/SEIDO/VEIORPIFAM-DF/0000445/2016 —copia de la cual tiene Proceso—la Sección 32 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) acusa a Yunes Linares de haber constituido en la Ciudad de México sociedades mercantiles —cuyos accionistas son familiares cercanos— para "transferir” de forma ilegal "retenciones”, "comisiones” y "recursos” de trabajadores de ese sindicato cuando era director del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE).
Yunes Linares fue demandado el pasado 8 de agosto —querella penal que sigue su curso en la PGR— por apropiarse de más de 230 millones de pesos de "comisiones” y "retenciones” indebidas de miles de afiliados al ISSSTE y maestros del SNTE.

¡26 DEPARTAMENTOS!
Además, Duarte —ex gobernador prófugo desde el 12 de octubre— utilizó información privilegiada del Registro Público de la Propiedad para obtener la lista de inmuebles de la familia Yunes y también demandarlo penalmente.
En dicha lista, consultada por Proceso, destacan 26 departamentos, residencias, oficinas de lujo, varios de ellos a nombre de Veracruzana de Bienes Inmuebles S. A., propiedad de Miguel Ángel Yunes, de su esposa, Leticia Márquez Mora, y de sus hijos.
Esta denuncia penal contra Yunes Linares —quien habrá de tomar protesta el próximo 1 de diciembre— fue puesta por el propio Javier Duarte y gran parte de su gabinete el pasado 1 de agosto, y fue ratificada días después en la Fiscalía General del Estado.
En esa ocasión Duarte aseguró que "el único negocio que Yunes Linares tuvo antes de ser servidor público era un local en el mercado de Soledad de Doblado, donde vendía escobas. Lo que aquí entrego a las autoridades son pruebas irrefutables, como lo son escrituras notariadas e inscritas en el Registro Público de la Propiedad y el Comercio, actas constitutivas y demás documentales públicas que demuestran la escandalosa corrupción y la impunidad con la que hasta ahora se ha conducido”.

LOS PREDIOS
Figuran en esa lista cuatro predios, con una extensión total de 29 mil 335 metros cuadrados, en "La Encrucijada”, Coatepec, Veracruz; 2 mil metros cuadrados del predio "Tepetates” en La Estanzuela, municipio de Emiliano Zapata; más de mil metros cuadrados de un terreno y una casa construida en la comunidad de Zoncuantla, también en Coatepec.
Además figura en la lista un terreno en Barranca Honda, en la capital estatal, con una extensión de 4 mil 339 metros cuadrados, así como tres condominios de 500 metros cuadrados cada uno en la zona residencial del Club de Golf Villa Rica, en Alvarado; tres locales comerciales en Playón del Sur, en Minatitlán, con una extensión de 225 metros cuadrados, y una casa de la colonia Petrolera, también en Minatitlán, de 500 metros cuadrados.
En el municipio de Boca del Río aparecen a su nombre los lotes 9 y 10 del fraccionamiento Costa Verde, con una extensión de 517 metros cuadrados.
En el caso de Omar Yunes Márquez —hijo de Yunes Linares—, la querella que puso Duarte en su contra lo señala como propietario de un inmueble en la Ciudad de México, en el número 433 de la calle Platón en Polanco; también de dos terrenos en el fraccionamiento Rincón del Conchal, en Alvarado, Veracruz, con una extensión global de 3 mil 662 metros cuadrados.

FRACCIONAMIENTO BOYANTE
A Omar Yunes —de quien anteriormente se filtraron audios de conversaciones en las que consultaba a su padre para hacer inversiones inmobiliarias en Estados Unidos y así obtener "rentitas”—, Duarte también le adjudica inmuebles en un boyante fraccionamiento de Polanco, en la calle Calderón de la Barca; uno más, de 591 metros cuadrados, en la avenida Horacio; otro, de 400 metros cuadrados, en Sierra Vertientes y uno de 437 metros cuadrados en la calle Cicerón, en las Lomas de Chapultepec, todo esto en la Ciudad de México.
También se hallan en la lista cuatro departamentos más en Horacio, cada uno con una superficie promedio de 220 metros cuadrados.
De los ataques a su hijo, Yunes Linares ha dicho que se trata de una "campaña de desprestigio” por haber evidenciado todas las irregularidades y desvíos de recursos de los gobiernos de Duarte y del también exmandatario veracruzano Fidel Herrera.
Al gobernador electo también se le atribuye la posesión de un departamento de 517 metros cuadrados en la Torre Vlu, en el fraccionamiento Costa de Oro, de Boca del Río.
Proceso buscó en repetidas ocasiones una entrevista con Yunes Linares, pero hasta el cierre de la presente edición el mandatario electo y su jefe de prensa, Elías Assad, sólo dieron evasivas.

LA ACUSACIÓN DEL SNTE 
La averiguación previa no sólo menciona a Yunes Linares, sino también a su esposa, Leticia Isabel Márquez Mora, y a sus hijos, el senador veracruzano Fernando Yunes Márquez; el alcalde de Boca del Río, Miguel Ángel Yunes Márquez y a Omar Yunes Márquez.
A todos se les señala como accionistas o integrantes de los consejos de administración de Cobranza y Recuperación, S. A. de C. V.; Corporate Linkage, S. A. de C. V., e Intermediación Corporativa, S. A. de C. V., y quienes recibían "transferencias ilícitas” de la empresa Consupago, S. A. de C. V., representada por Sergio Chedraui Eguía, con la cual el ISSSTE —durante la administración de Yunes Linares— firmó varios convenios de colaboración.
Chedraui Eguía murió el 3 de junio de 2012 a causa de un infarto mientras corría una maratón en Chapultepec.
El ex priísta Yunes Linares enfrenta esta nueva querella a 20 días de tomar posesión del gobierno de Veracruz, entidad vapuleada por el desaseo financiero que dejó Duarte, estimado, según la Comisión de Hacienda del Congreso local, en 180 mil millones de pesos.

‘COMISIONES’ ESCANDALOSAS
La denuncia de hechos —que quedó asignada a la fiscal Jésica Salgado Ruiz— señala que de diciembre de 2006 al 22 de febrero de 2010, Yunes Linares autorizó "préstamos en efectivo”, "financiamientos” y todo tipo de créditos con descuentos vía quincenal a trabajadores, cuyas retenciones iniciales recaían en Consupago, pero que ésta transfería después, a "título de comisión”, a las empresas donde los accionistas eran integrantes de la familia Yunes Márquez.
"Se aprovechó de su puesto como director general del ISSSTE, acordó con Consupago transferir recursos retenidos a los trabajadores, para posteriormente, de manera ilícita, recibirlos a través de empresas propias y familiares como supuestas comisiones”, expresa la hoja 5 de la denuncia de hechos.
A decir del secretario de Asuntos Jurídicos de la Sección 32 del SNTE, Javier Martínez del Ángel, la querella penal interpuesta en agosto pasado no tiene "sesgos políticos”, sino que sólo pretende exigir castigo por los delitos en el ejercicio "abusivo” de funciones y operaciones con "recursos de procedencia ilícita”.
 
 
 

 

sábado, 22 de octubre de 2016

El PRIAN y el fugitivo ....

Que joya nos encontramos en la hemeroteca! :) El secretario de Pepin(Alcalde de Tamalin)...


Luego ellos dicen que morena es el viejo PRI...

viernes, 21 de octubre de 2016

Calderón, inversionista de los Mouriño



El presidente Felipe Calderón sería uno de los inversionistas del Campeche Country Club, un desarrollo inmobiliario-turístico propiedad de la familia Mouriño. Fuentes allegadas al proyecto aseguran que el mandatario es dueño de cuatro áreas exclusivas, donde se ubicaría una casa de descanso equipada especialmente para los Calderón Zavala. El complejo se localiza a 14 kilómetros del centro histórico de Campeche y ha sido señalado por la presunta violación de normas ambientales. Una playa “privada”, entre sus características

 
 
A pie de playa y rodeada de cordilleras y riscos se encontraría la casa de descanso de la aún familia presidencial Calderón Zavala. El refugio habría sido adquirido como parte de una inversión de Felipe Calderón Hinojosa en el desarrollo inmobiliario-turístico denominado Campeche Country Club, en el cual figuraría como accionista.
 
Se trata del proyecto que edifica el Grupo Energético del Sureste –empresa de la familia Mouriño– en 300 hectáreas, localizadas a la altura del kilómetro 193 de la carretera federal 180 (Campeche-Champotón). En su primera etapa –cuyo objetivo es urbanizar 80 hectáreas– ha tenido una inversión de 60 millones de dólares, unos 780 millones de pesos.
 
Según fuentes allegadas al proyecto (que solicitan el anonimato por temor a represalias) Calderón Hinojosa habría participado de esa millonaria inversión a cambio de cuatro lotes exclusivos, donde se ubicaría su casa de descanso.
 
Los familiares del fallecido secretario de Gobernación Juan Camilo Mouriño planeaban este proyecto inmobiliario desde 1991, según declararon en una cena organizada el 3 de septiembre de 2011 para promocionar la venta de los lotes. Pero no fue sino hasta el sexenio de su amigo, Calderón Hinojosa, cuando pudieron iniciarlo.
 
En octubre de 2011 empezaron los trabajos de construcción, y para enero de 2012, las obras de una marina y la playa “privada”, pues el área, aunque se encuentra a la orilla del Golfo de México, no la poseía de manera natural. Para estas obras, la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) ha emitido tres autorizaciones que la prensa local califica como fast track, y una concesión por 15 años que legaliza la privatización de la playa.
 
Contralínea solicitó conocer la posición del presidente Calderón Hinojosa sobre este tema a través de la Dirección General Adjunta de Información de la Residencia Oficial de Los Pinos, a cargo de Karin Helene Oechler Rodríguez. Hasta el cierre de esta edición, no se obtuvo respuesta.
 

El complejo turístico

 
Con el Campeche Country Club, el Grupo Energético del Sureste –a través de su subsidiaria Inmobiliaria Supermex, SA de CV, cuyo apoderado legal es Jorge Alberto Hernández Villanueva– incursiona por primera vez en los sectores inmobiliario y turístico. Desde su constitución, hace 25 años, el nicho de negocio del corporativo de los Mouriño ha sido la paraestatal Petróleos Mexicanos: franquicias gasolineras y transportación de energéticos.
El desarrollo inmobiliario se localiza a 14 kilómetros del centro histórico de la ciudad de Campeche, a la altura del kilómetro 193 de la carretera federal Campeche-Champotón.
 
De acuerdo con su página de internet (http://campechecountryclub.com.mx), el complejo turístico se encuentra rodeado de cordilleras y riscos, con vistas a la costa del Golfo de México y con “aspectos naturales incomparables”, como un microsistema en la zona y acceso a playa.
 
Los datos oficiales indican que la primera etapa del desarrollo residencial consta de 304 lotes urbanizados (“con servicios de alto nivel”), diseñados con “las más altas especificaciones profesionales”. También que está bajo el régimen de condóminos, por lo cual “se ha estipulado un reglamento de construcción y de convivencia con el fin de cuidar los estándares establecidos”.
 
Cuenta con tee de práctica de golf y snack, con un lago principal, lagos pequeños, jardines, acceso controlado, club deportivo, vialidades, servicios subterráneos (agua, luz y teléfono), más de 300 metros lineales de playa privada, nueve hoyos de golf, casa club de playa y una escuela (Instituto Cumbres, que ofrece educación básica). Además, tiene áreas específicas para la instalación a corto plazo de un centro de estudios superiores y un centro médico.
 
El club deportivo se integra por nueve canchas profesionales de tenis, dos canchas profesionales de tenis de arcilla, una cancha profesional de tenis tipo estadio, dos canchas de racket ball, una cancha de pasto sintético de futbol, una cancha profesional de futbol, juegos para niños, una alberca semi-olímpica, una cancha de frontón, una cancha de volibol playero, un salón de usos múltiples, palapa de servicios, baños/vestidores y gimnasio.
 
Según la información oficial, actualmente dicho club deportivo ya está en funcionamiento, a través de las academias de tenis, futbol y natación.
 

Estancias de lujo

 
El Campeche Country Club cuenta con seis tipos de lotes, valuados en dólares estadunidenses. Los precios oscilan entre los 383 dólares y 123 dólares por metro cuadrado. Hasta ahora, de los 304 lotes planificados en su primera etapa, 139 han sido vendidos y seis han sido reservados, la mayoría en el área Premium, manzanas 1 y 2.
 
Los más caros son precisamente los Premium: se ubican en la cordillera del desarrollo y permiten una vista franca al mar. “Por las elevaciones del terreno, es posible las construcciones aterrazadas”.
 
Por ejemplo, el lote 79, de la manzana dos, cuesta 289 mil 230 dólares (unos 3 millones 760 mil pesos). Cada uno de sus 755.17 metros cuadrados vale 383 dólares. Los lotes Premium incluyen la adquisición obligatoria de una acción del Campeche Country Club, lo que permite al propietario ser socio de los clubes de playa y golf con el pago de la cuota mensual correspondiente.
 
Le siguen los Diamante, ubicados en el gran lago y en las inmediaciones de la tee de práctica de golf y del club deportivo, en la parte más plana de la orografía del desarrollo. Éstos también incluyen la adquisición obligatoria de la acción. El lote 69 de la manzana 12, perteneciente a esta categoría y aún disponible para su venta, cuesta 183 mil 412 dólares. Cada metro cuadrado de sus 790.57 vale 232 dólares.
 
Los Platino ocupan el tercer lugar respecto de los precios. Éstos tienen vista al campo de golf e incluyen la adquisición obligatoria de la acción. El lote 30, en la manzana 10, mide 654.45 metros cuadrados y su importe asciende a 143 mil 979 dólares (1 millón 871 mil 727 pesos aproximadamente).
 
Los lotes Oro están rodeados de áreas verdes (glorietas, parques, jardines) y quienes los adquieren no necesariamente son accionistas del complejo inmobiliario. El lote 15, ubicado en la manzana 12, cuesta 152 mil 310.62 dólares (1 millón 980 mil 38 pesos). El comprador pagará por cada metro cuadrado 154 dólares.
 
Los Elite se ubican en circuitos interiores y tampoco es necesario ser accionista del Campeche Country Club para adquirirlos. Uno de éstos es el 48, de la manzana 10, cuyo precio asciende a 129 mil 193.74 dólares (1 millón 679 mil 518 pesos). Su extensión es de 943.02 metros cuadrados.
 
Finalmente están los Prestige, ubicados en calles de circuito. Los interesados en estas propiedades no tienen que adquirir acciones del desarrollo. El metro cuadrado más barato es de 123 dólares, como el que se pagará por el lote triangular 63, ubicado en la manzana 10 y cuya extensión abarca 880.14 metros cuadrados. El terreno se cotiza en 108 mil 257.22 dólares, aproximadamente 1 millón 407 mil 343 pesos.
 

Presuntas irregularidades

 
La edificación del Campeche Country Club no ha estado lejos del rechazo social. En mayo pasado, el diario local Por esto! denunció que las obras ponían en peligro a la tortuga carey. Ello, porque la construcción de la playa privada y la marina afectan la zona de tránsito de la especie, sin que se hayan tomado medidas para evitar el daño.
 
De acuerdo con la nota del reportero Daniel Sánchez, la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas, el centro de investigación Epomex, la Dirección General de la Zona Federal Marítimo Terrestre, la Secretaría de Medio Ambiente y Aprovechamiento Sustentable, la Comisión Nacional para el Uso y Aprovechamiento de la Biodiversidad y el Instituto Mexicano de Tecnología del Agua se opusieron al proyecto inmobiliario, por las repercusiones ambientales previstas.
 
A pesar del rechazo, la Secretaría de Medio Ambienten y Recursos Naturales ha emitido tres dictámenes para autorizar la construcción del fraccionamiento Campeche Country Club. También, le ha autorizado la concesión para “usar, ocupar y aprovechar una superficie de zona federal marítimo terrestre y/o terrenos ganados al mar”, con lo que se legaliza la privatización de la playa al menos por 15 años.
 
En entrevista con Contralínea, el delegado en Campeche de la Semarnat asegura que las solicitudes se han resuelto como marca la ley en materia de medio ambiente.
 
“Primero, la Semarnat no hace autorizaciones fast track. Resuelve las solicitudes como lo marca la ley. En este año, 2012, hay tres autorizaciones [a favor de la empresa de los Mouriño]: dos son por la Dirección de Impacto y Riesgo Ambiental, de oficinas centrales de la Semarnat, y la otra por parte de la delegación de Campeche”, indica Tomás Ávila Argaes. Agrega que las resoluciones se dieron entre 2011 y 2012, y autorizan el proyecto de la marina, el campo de golf y las viviendas, respectivamente.
 
—Se ha señalado que, con la familia Mouriño, la Semarnat ha tenido una conducta obsequiosa, ¿qué responde usted a esos señalamientos?
 
—Hemos comentado en los medios locales que la Semarnat está abierta a cualquier promovente. No tenemos favoritismos, así nos lo marca la ley, y no podemos favorecer a nadie. Aquí atendemos a la persona física y a la moral, a los municipios, al gobierno del estado. La instrucción que ha dado el secretario Juan Rafael Elvira Quesada es trabajar de la mano con los ayuntamientos, con el gobierno y sobre todo atender al promovente que ingresa cualquier trámite aquí con nosotros. Nosotros no podemos favorecer a nadie. No nos interesan, la verdad, las cuestiones políticas, si no por el contrario estamos trabajando por el medio ambiente y el desarrollo del estado de Campeche.
 
 
Las denuncias, sin embargo, no cesan contra este desarrollo inmobiliario. En el diario Por Esto! se dio a conocer la presunta extracción ilegal de arena del campamento tortuguero Xpicob, para rellenar la playa privada; situación que pondría en riesgo directamente el hábitat de la tortuga carey. Al respecto, el funcionario de la Semarnat, Ávila Argaes, desestima la versión.
 
“Nosotros lo que hicimos fue darle parte a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente. La Procuraduría hizo su inspección y no había ningún indicio de obra. Así se manejó [en la prensa] pero fue algo falso. No inició obra la promovente y nosotros nos quedamos en la etapa de evaluación. Estábamos evaluando si el proyecto cumplía con lo técnico y con lo jurídico para ser factible. Y en ese momento el promovente se desiste. Entonces concluimos ahí el caso.”
 
—Hay alguna preocupación acerca del impacto que tendría este desarrollo, sobre todo respecto del hábitat de la tortuga carey. ¿Qué se está haciendo para preservar este hábitat?
 
—La Semarnat debe cuidar y proteger el medio ambiente, ésa es su función principal. Nosotros no podemos autorizar nada que violente al medio ambiente y sobre todo a este hábitat que está protegido por la NOM-059-SEMARNAT-2010, que es la norma que protege a la tortuga marina. Entonces definitivamente tenemos que cuidarlo, protegerlo, entonces no podemos autorizar nada que violente a esa especie –asegura el funcionario.
 
El Campeche Country Club “es sólo el inicio de muchas cosas que vienen. Los que conocen la ciudad [saben que] es algo sumamente precioso, es patrimonio cultural de la humanidad. Es el sitio primero en seguridad pública. El sitio más tranquilo del país”, dijo Carlos Mouriño Atanes, presidente del consejo de administración del Grupo Energético del Sureste y padre de quien fuera secretario de Gobernación hasta su muerte, en la actual administración federal, cuando hizo público su proyecto (Guadalupe Martínez, Milenio, 4 de septiembre de 2011).
 
 
 
 

sábado, 8 de octubre de 2016

AMLO de gira por Veracruz, Otontepec






Del 13 al 16 de octubre Andrés Manuel López Obrador visitará la zona norte del Estado de Veracruz para reforzar la “espuma que crece”, es decir las simpatías por morena.
Ozuluama, Tancoco, Tantima, Citlaltepec, Chontla, Chiconamel, Chicontepec, Benito Juárez, Ixhuatlan de Guerrero y por supuesto Tamalin.
Lo acompañan dos de los Diputados más aguerridos de morena. La coordinadora del grupo parlamentario de morena Rocío Nahle y el ex candidato a gobernador por Veracruz, Cuitlahuac García.
Pero en Tamalin, ya comenzó a levantar ámpula y según fuentes cercanas, cuentan que Pepe Cadena preparó una exposición de autos Ford en la explanada de la plaza principal. Y no conforme con eso, les quiere cobrar una cuota a los organizadores por una conferencia en una calle aledaña al centro de esta población.
Falta de tacto político? Berrinche etílico? Al parecer tiene tiempo de recomponer y no exhibir a Tamalin con un gobierno intolerante y falto de criterio.
Se verá el crecimiento de Morena en una zona marginada por gobierno federal y estatal, donde los gobiernos municipales fungen solo como mapaches electoreros del PRIAN? 

 

miércoles, 5 de octubre de 2016

Duarte en Los Pinos



alt

Veracruz, 4 de octubre de 2016.-Hace unos días —dice una versión que corre como las aguas de un río crecido— el gobernador de Veracruz llegó sin cita ni anuncios previos a Los Pinos. Dijo que estaba ahí para reunirse con el presidente Enrique Peña y un grupo de oficiales del Estado Mayor presidencial le pidió que esperara. Tras algunas llamadas hicieron las preguntas que debían hacer y le informaron que no estaba registrada ni prevista su visita.

—Por favor avísenle a Erwin Lino que quiero verlo— dijo Javier Duarte, molesto y poco paciente, en un intento desesperado por entrevistarse con el secretario particular del Presidente.
—El señor Lino tampoco lo recibirá— le hicieron saber.
Lo que sucedió enseguida es vertiginoso y confuso. Aparentemente Duarte quiso entrar por la fuerza para hablar con el Presidente y los hombres que se hacen cargo de su seguridad tuvieron un encuentro con los militares del Estado Mayor. Hubo empellones, cuerpos enfrentados, gritos.
En el momento más intenso de la revuelta entre guardias y militares el gobernador alzó la voz y antes de retirarse, fuera de control, hizo algunas acusaciones serias contra el Presidente y las instituciones.
En los pasadizos del poder ocurren historias que revelan gestos y sucesos repletos de significado no sólo para los hombres y las mujeres que forman un gobierno, sino para la sociedad sentada al otro lado del pasillo, un espacio donde se vive y respira una atmósfera muy distinta. Esta semana ocurrieron varios hechos que ofrecen una idea del clima social en un país cuyo sistema político en franca descomposición enfrenta una de sus crisis más agudas en décadas.
La versión ligada a Duarte, surgida de las oficinas principales de Los Pinos, permite una noción clara de los efectos políticos del hartazgo social ante conductas que por su larga permanencia en el país, como la corrupción y la impunidad —en particular la impunidad política— han provocado repudio y minado cada vez más la confianza ciudadana en la política y las instituciones; y también reflejan de manera nítida, como no sucedía hace tiempo, los estragos que la corrupción, el autoritarismo  y la impunidad están provocando en un sistema político hasta antes apartado, inmune e indiferente a las consecuencias de sus actos.
Cuando los oficiales del Estado Mayor y los guardias del gobernador intercambiaron palabras y empellones, el gobernador Duarte gritó que lo que le estaban haciendo era una infamia. Que las acusaciones en su contra tenían el propósito de utilizarlo para distraer y hacerlo pagar los costos políticos de Ayotzinapa a dos años de la desaparición de los 43 normalistas y una investigación cuestionada y desacreditada.
Duarte se refería a la investigación exhaustiva que la PGR puso en marcha sobre posibles ilegalidades graves ocurridas en Veracruz y el hecho histórico de que el PRI, su partido y el del presidente Peña, un partido que ha hecho de la impunidad un sistema de funcionalidad y subsistencia, lo hubiera despojado de todos sus derechos políticos y anunciara que colaboraría con las indagaciones.
Unos días después de la irrupción de Duarte en Los Pinos, el reportero Abel Barajas publicó en Reforma que un juez federal había ordenado la aprehensión del ex gobernador de Sonora, el panista Guillermo Padrés, acusado de defraudación fiscal y lavado de 8.8 millones de dólares.
Los actos de corrupción atribuidos a ambos gobernadores son tan escandalosos que para el sistema político —un sistema de complicidades e impunidad que se consolidó tras la firma del Pacto por México— ha sido imposible ocultarlos y mantenerlos en el limbo de impunidad habitual en la política mexicana.
Duarte y Padrés pertenecen a la que a fuerza de escándalos ya es la peor generación de políticos mexicanos en varias décadas. Es probable que ambos enfrentarán a la justicia para responder las interrogantes de los investigadores; pero hay una que sólo pueden responder el presidente Peña y las instituciones: ¿Por qué si hace años había indicios de abusos e ilegalidades las instituciones no intervinieron hasta ahora cuando es demasiado tarde?
Con todo el cinismo y la falta de vergüenza que lo caracterizan, la acusación de Duarte en Los Pinos toca un ángulo importante: el gobierno del presidente Peña ha decidido perseguirlo solo por una razón de cálculo político. Porque si dejara pasar las atrocidades del gobernador en Veracruz, el PRI arrastraría un lastre de corrupción e impunidad aún mayor que el que hoy lo hunde cada vez más en las encuestas. No ir contra el peor gobernador en la historia del puerto lo pondría en el filo de un suicidio político en las elecciones de 2018.



lunes, 19 de septiembre de 2016

Ex presidentes, con cuantiosos seguros a costa del erario

Intocados, beneficios económicos con cargo al erario para ellos y sus esposas
Millonarios seguros a ex presidentes
Al fallecer, sus familiares recibirán montos que van de 22 a 35 millones de pesos
Alfredo Méndez
 
Periódico La Jornada
Lunes 19 de septiembre de 2016, p. 3
 
 
Aunque ya no son servidores públicos en activo, los cinco ex presidentes de la República que aún están vivos (Felipe Calderón, Vicente Fox, Ernesto Zedillo, Carlos Salinas y Luis Echeverría) cuentan con un seguro de vida gratuito que permitirá a sus familiares beneficiarios recibir al momento de la muerte de alguno montos que van de los 22 a los 35 millones de pesos.
Las esposas de los cinco ex presidentes están incluidas en un seguro de vida institucional contratado por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (el cual renueva cada cuatro años la dependencia con aseguradoras privadas para proteger a los funcionarios de la administración pública federal), por lo que ellas también están aseguradas como si fueran funcionarios en activo.
Según consta en el anexo cuarto del ‘‘contrato plurianual del seguro de vida institucional para las secretarías, órganos administrativos desconcentrados, entidades y organismos autónomos de la República (LPNM006004-008/2010)’’, que estuvo vigente del año 2010 a diciembre de 2014 –del cual tiene copia La Jornada–, una vez que fallezca alguna de las esposas de los ex presidentes vivos, sus beneficiarios recibirán una cobertura de protección equivalente a 80 por ciento del monto de la pensión vitalicia de sus esposos (tasada en 205 mil 122 pesos mensuales).
Esa cantidad se multiplica por 108 y hasta 175 meses, de acuerdo con el total de meses en que los propios ex presidentes potenciaron (con sus recursos) para aumentar el tiempo de la cobertura del seguro, que incluye 40 meses de cobertura gratuita para ellos, pero con cargo al erario. Por ahora y hasta 2018, Grupo Nacional Provincial (GNP) tiene la titularidad del contrato de protección de seguro institucional de servidores públicos.
Esta protección incluye las mismas condiciones que el que tuvo antes Metlife. La Constitución Mexicana no prevé la prestación de un seguro de vida gratuito para los ex presidentes, ni mucho menos para sus esposas.
El artículo 30 de un acuerdo de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), que expide el Manual de percepciones de los servidores públicos de las dependencias y entidades de la administración pública federal, menciona de manera ambigua que los ex presidentes y sus cónyuges forman parte ‘‘de la colectividad o del grupo asegurable’’ de la Oficina de la Presidencia de la República.
En el área de contrataciones del portal de transparencia del gobierno se informa que el monto total que Hacienda pagó en 2010 a la aseguradora Metlife (ganadora en esa ocasión de la licitación pública) por concepto del seguro de vida institucional para servidores públicos fue de 7 mil 413 millones 526 mil 400 pesos por tres años de vigencia.
El gobierno federal pasa actualmente por una crisis financiera derivada del alto endeudamiento. Por ello, en días pasados la SHCP presentó el proyecto de presupuesto para el siguiente año, que implica un considerable recorte a obra pública, educación, salud y otros sectores sociales, pero dejó intocados los sueldos y prestaciones de la alta burocracia, entre ellas el beneficio para los ex presidentes y sus esposas de un seguro de vida gratuito.
Los documentos contractuales que posee este diario (firmados entre Metlife y la SHCP) refieren en su anexo cuarto que ‘‘todos aquellos ex presidentes formarán parte de la colectividad asegurada de la Oficina de la Presidencia de la República. Actualmente se tienen cinco ex presidentes con las siguientes edades y sumas aseguradas:
‘‘Felipe Calderón, con una suma asegurada de 40 meses (gratuitos), potenciada (con dinero del ex funcionario) hasta 108 meses; Vicente Fox, 40 meses potenciados hasta 175 meses (lo que le dará derecho a que sus beneficiarios reciban 35 millones 371 mil pesos cuando fallezca); Ernesto Zedillo, 40 meses potenciados hasta 108 meses; Carlos Salinas, 40 meses potenciados hasta 108 meses; Luis Echeverría, 40 meses potenciados a 108 meses.
‘‘La pensión que perciben los ex presidentes es el equivalente a la precepción ordinaria que corresponde a un secretario de Estado nivel GA1, con un monto de 205 mil 122.06 pesos mensuales, vigentes al ejercicio fiscal 2014.
‘‘El cónyuge supérstite (sobreviviente) de un ex presidente gozará con el carácter de asegurado (a) del seguro, solamente con la cobertura de fallecimiento, por un monto equivalente a 80 por ciento en términos netos de la suma asegurada que corresponderá al titular de esta prestación, que para el presente caso es un ex presidente y se deberá calcular sobre la percepción ordinaria del mismo. La suma asegurada del cónyuge supérstite se calcula de la siguiente manera: 80 por ciento de lo que resulte de multiplicar 205 mil 122.06 pesos por cuarenta o por el total de los meses potenciados. Actualmente se tienen dos cónyuges supérstites (Sasha Montenegro, viuda de José López Portillo, y Paloma Cordero, viuda de Miguel de la Madrid)’’.
Los documentos que ahora se hacen públicos fueron entregados al juzgado tercero de distrito en materia civil de la Ciudad de México (expediente 308/2016) por autoridades de Hacienda.
El caso fue destapado por el doctor en derecho Jesús Alberto Guerrero, presidente de la Organización Nacional de Responsabilidad del Estado, quien representa al ex oficial mayor de la Secretaría de Educación Pública Juan Francisco Castellanos, quien causó baja por problemas de salud y a quien las aseguradoras GNP y Metlife se han negado a cubrir los seguros de invalidez a los que tiene derecho.